Los obesos pierden peso si incluyen aceite de oliva en su dieta

Los obesos pierden peso si incluyen aceite de oliva en su dieta

aceite.ensaladaUn estudio español publicado en la prestigiosa revista científica “New England Journal of Medicine” asegura que la dieta mediterránea puede reducir un 30% el riiesgo de infarto

En 2002, cuando las arcas públicas tenían suficientes fondos como para financiar grandes proyectos de investigación, se puso en marcha Predimed. Un estudio en el que han colaborado más de 300 científicos de toda España con una financiación cercana “a los siete millones de euros”, insiste la secretaria de Estado de Investigación, Carmen Vela. Su misión era descubrir cómo puede mejorar la dieta mediterránea, tan popular en los años 60, en la prevención de las enfermedades coronarias. Especialmente en el ictus, el infarto y la muerte cardiovascular.

Más 7.500 personas se han incorporado a este estudio y se han dividido en tres grupos: al primero se le daba un litro de aceite de oliva extra para una semana, a un segundo se les indicaba que debían consumir cerca de 30 gramos de frutos secos diarios y un tercero se alimentaba con una dieta baja en grasas. Como explica el coordinador general de Predimed, Ramón Estruch: “Todos los participantes, de una edad media cercana a los 67 años, habían perdido la dieta mediterránea, aunque conseguimos cambiar sus hábitos”. Y lo más trascendental, es que “seguir este tipo de régimen consigue la reducción de más del 30 por ciento de los ictus. Un éxito que muchos fármacos no consiguen”, insistió.

Además de la incidencia del régimen basado en aceite, legumbres, verduras y fruta en la prevención de las enfermedades coronarias, uno aspecto que “aún tenemos que estudiar” es cómo, a pesar de que la mayoría de los participantes eran obesos, el consumo de un litro de aceite de oliva extra a la semana no les hacía engordar. “Al contrario, los obesos pierden peso y disminuyen el perímetro de su cintura si incluyen el aceite y los frutos secos”, analiza Estruch. De acuerdo con el experto, “uno de los motivos por los que podría darse este proceso es que el intestino absorba menos la grasa de estos productos, así como un posible cambio en el metabolismo de las personas que incorporan estos alimentos”.

Carmen Vela insistió, durante la rueda de prensa de presentación, en que este proyecto va a seguir adelante. “Hasta 2012 destinamos 215 millones de euros en salud y, a pesar de los recortes, seguimos apostando por este ámbito”. Predimed II arrancará en julio y como asegura Estruch se centrará en “el efecto de la dieta mediterránea sobre la obesidad, los problemas cardiovasculares y el cáncer”.

Fuente; La Razón

No Comments

Sorry, the comment form is closed at this time.

A %d blogueros les gusta esto: